jueves, 31 de enero de 2008

HERMANOS, A VOTAR TODOS JUNTOS

Los obispotes han sacado su carta habitual en estas fechas previas a las elecciones generales, con el fin de "ofrecer algunas consideraciones que estimulen el ejercicio responsable del voto", según ellos mismos dicen. Como hoy no me apetece devanarme los sesos demasiado para buscar mordaces críticas y sarcasmos elaborados, solo voy a hacer algunas citas textuales del documento en cuestión (las cursivas son propias del original, así que yo resaltaré lo que me parezca interesante con negrita):

“Es preciso afrontar - señala el Papa - con determinación y claridad de propósitos, el peligro de opciones políticas y legislativas que contradicen valores fundamentales y principios antropológicos y éticos arraigados en la naturaleza del ser humano, en particular con respecto a la defensa de la vida humana en todas sus etapas, desde la concepción hasta la muerte natural, y a la promoción de la familia fundada en el matrimonio, evitando introducir en el ordenamiento público otras formas de unión que contribuirían a desestabilizarla, oscureciendo su carácter peculiar y su insustituible función social”.

"No es justo tratar de construir artificialmente una sociedad sin referencias religiosas, exclusivamente terrena, sin culto a Dios ni aspiración ninguna a la vida eterna".

La asignatura [...] Educación para la ciudadanía, que lesiona el derecho de los padres - y de la escuela en colaboración con ellos - a formar a sus hijos de acuerdo con sus convicciones religiosas y morales.

"Una sociedad que quiera ser libre y justa no puede reconocer explícita ni implícitamente a una organización terrorista como representante político de ningún sector de la población, ni puede tenerla como interlocutor político".

"La Iglesia reconoce, en principio, la legitimidad de las posiciones nacionalistas que, sin recurrir a la violencia, por métodos democráticos, pretendan modificar la configuración política de la unidad de España. Al mismo tiempo, enseña que, también en este caso, es necesario tutelar el bien común de una sociedad pluricentenaria y - en palabras de Juan Pablo II a los obispos italianos - “superar decididamente las tendencias corporativas y los peligros del separatismo con una actitud honrada de amor al bien de la propia nación y con comportamientos de solidaridad renovada” por parte de todos. Hay que evitar los riesgos de manipulación de la verdad histórica y de la opinión pública en favor de pretensiones particularistas o reivindicaciones ideológicas".

"Que el Señor ilumine y fortalezca a todos para actuar en conciencia y conforme a las exigencias de la convivencia en justicia y libertad."

Han estado realmente finos y moderados en sus comentarios, como se deduce de la ausencia de apelativos como "enfermos" o "diabólicos" hacia los homosexuales o los socialistas. Es de agradecer, como también es de agradecer que exista un documento que podamos utilizar como programa electoral de la Conferencia Episcopal.
Obviamente, si los católicos siguen las recomendaciones de sus jerifaltes, seguirán siendo buenos católicos, pero tendré mis razones para dudar de que sean buenos cristianos. Claro que, se me olvidaba que no hablamos de religión o moral, sino de política. Es que tengo una memoria... O puede que sea un manipulador, y esté tergiversando la "verdad histórica" (aun no se lo que es eso) y la opinión pública en favor de pretensiones particularistas o reivindicaciones ideológicas. Debería tomar ejemplo de la docta Iglesia, que nunca hace, hizo o hará tal cosa, como demuestra su neutro e imparcial comunicado.
Un saludo a todos, y perdonad porque al final he mentido, y si que tengo fuerzas para comentarios sarcásticos.

3 comentarios:

Artur dijo...

Pero... ¿no te has dado cuenta que la Iglesia dice siempre la verdad y tiene la razón???!! No aprendes... jajaja es broma!
Si se hace lo que ellos quieren, hay democracia, somos inteligentes, etc.
Si no se hace lo que ellos quieren IMPONER, la democracia peligra, todo se va al carajo...
Mira cuando decían creo que ayer, que no se puede votar a un partido político que negocie con ETA! es decir, no se puede votar a PSOE ni PP según ellos. ¿Y se hacen llamar democráticos?
Me asombra lo de que están a favor de los nacionalismos.
Bueno, pues venga, todos a votar! Jesucristo Presidente!!

J. Sanz dijo...

A todo eso se le suele llamar doble rasero de medir, pero en el caso de la Iglesia, que, como religión, le tiran las cuestiones morales, podemos decir que se trata de doble moral. Es bueno si lo hago yo, pero malo si tú haces lo mismo sin que yo te lo diga primero.

Ahypnos dijo...

“Es preciso afrontar - señala el Papa - con determinación y claridad de propósitos, el peligro de opciones políticas y legislativas que contradicen valores fundamentales y principios antropológicos y éticos arraigados en la naturaleza del ser humano" No puedo estar más de acuerdo. Hay que temer las posiciones no tolerantes, dogmáticas, que creen tener siempre la verdad, porque hay que "“superar decididamente las tendencias corporativas y los peligros del separatismo con una actitud honrada de amor al bien de la propia nación y con comportamientos de solidaridad renovada” por parte de todos. Hay que evitar los riesgos de manipulación de la verdad histórica y de la opinión pública en favor de pretensiones particularistas o reivindicaciones ideológicas".

Convivencia en justicia y libertad... justicia (en la consideración) es decir, igual consideración de todos independientemente de su raza su sexo, sus preferencias políticas, su opción sexual... Y libertad... tres cuartos de lo mismo... que no le digan a nadie que va a ir al infierno por pensar lo que quiera...

Además, "no es justo tratar de construir artificialmente una sociedad sin referencias religiosas, exclusivamente terrena, sin culto a Dios ni aspiración ninguna a la vida eterna", por ello es excelente que LAS religiones existan, para consolar a aquellas personas que tienen ese peculiar sentido de la espiritualidad (oye, que me molesta quien dice que el que no cree en Dios no es espiritual... yo soy una persona muy espiritual...)(también dicen que tampoco son éticos... o morales...)

Las asignaturas matemáticas, lengua, biología, física y química, Filosofía, ética, Francés, Inglés, Historia, lesionan el derecho de los padres y de la escuela en colaboración con ellos de educar a los hijos en convicciones religiosas y morales... se les quita tiempo a los nenes (y cada vez van más siendo como el del anuncio de Dan Up) de pensar en Dios... y en algo mucho más importante... que es en uno mismo (en relación con Dios, si se quiere). La sociedad esta en la que vivimos nos dirige hacia ese estado de ocupación total del tiempo en el que se deja de pensar en Dios porque no hay tiempo (y esto va en serio, hay gente a la que le pasa).


Creo que estoy muy de acuerdo con la Iglesia.